El Pregón

Esperanza viva

18/03/2017 by Neriogt in Opinión with 0 Comments

Esperanza viva

Efrain Rincón Marroquin

Efraín Rincón Marroquín (@EfrainRincon17)

Son muchas las oportunidades en las que en mis artículos de opinión me he referido a la esperanza, como una actitud que permite fortalecernos para sortear con éxito las dificultades que experimentamos. La esperanza se define como “el estado de ánimo en el cual se cree que aquello que uno desea o pretende, es posible alcanzarlo”; por ende, la esperanza está encaminada a la consecución de un objetivo o propósito.

Quisiera expresar mis ideas en torno a la esperanza, en el contexto de la actual realidad del país, porque de poco serviría hablar de una esperanza fundamentada en deseos o en buenas intenciones que creen que del cielo bajarán las soluciones a nuestros problemas, mientras tanto preferimos cruzarnos de brazos porque en cualquier momento llegará el maná prometido.

De lo que quiero hablar es de una esperanza viva, moldeada por testimonios que nos hablan de lo positivo que podemos hacer como sociedad, si sabemos utilizar las capacidades y los talentos con el que nos bendijo el Señor. La esperanza es el reflejo de la tenacidad y constancia de los seres humanos para alcanzar sus más caros anhelos. Si creemos que no somos capaces de transformar una realidad, porque el determinismo histórico no lo permite, entonces, la esperanza es sólo un lamento de aquello que pudo ser y no fue.

La expresión más legítima de una sociedad en crisis, es la aspiración del cambio de rumbo para enderezar los entuertos; y, el alimento que nutre al cambio es la esperanza, porque sin ésta careceríamos de la energía suficiente para prender los motores de la lucha que nos permita construir un sistema democrático en el que la libertad, la justicia y el progreso para todos, sean los valores fundamentales de la sociedad. Es saludable no enfrascarnos en la crisis que vemos y sentimos dolorosamente cada día de nuestras vidas; ya sabemos cuáles son los problemas, las angustias y los sufrimientos de la gente; pero, además, sabemos quiénes son los responsables directos de las desgracias de la nación. Faltaría preguntarnos qué podemos hacer para salir de esta tragedia que amenaza con anularnos como sociedad civilizada. Debemos llenarnos de la fuerza interior que nos impulse a mirar más allá de nuestras limitaciones y debilidades y nos de luces para responder tan compleja pregunta.

La construcción de una esperanza viva es tarea de todos; en la medida que estemos conscientes que podemos lograrlo, mayores serán las posibilidades de triunfo. La esperanza nos exhorta que miremos el pasado para recordar que Venezuela vivió otras épocas de oscuridad y dictadura, pero fueron superadas gracias al empeño de los venezolanos. En diciembre de 1957, después del plebiscito ganado fraudulentamente por Pérez Jiménez, todos pensaban que la dictadura se entronizaría por 10 años más, un mes después el sátrapa abandonó Venezuela huyendo como un vulgar cobarde.

Por mucho tiempo fuimos vistos como una sociedad indigna de la democracia por nuestra vocación caribe. Todos coincidían que, por ejemplo, Argentina, Uruguay, Chile, eran naciones que, por su influencia europea, eran sociedades profundamente democráticas. La historia nos cuenta que mientras estas naciones sufrían cruentas dictaduras, Venezuela disfrutaba de un largo período de estabilidad democrática, considerada como referente para el resto de la región latinoamericana. También llegamos escuchar que, una vez que se fueran las transnacionales del país, los venezolanos no sabríamos administrar la industria petrolera. Los hechos nos dicen que PDVSA logró ubicarse entre las primeras más importantes petroleras del mundo, con estándares de calidad y meritocracia similares a las de naciones del primer mundo. Hemos sido capaces de superar dificultades; tenemos la capacidad para hacerlo. Entonces, no es tiempo de subestimarnos y pensar

que una minoría corrupta, incapaz e inmoral pueda más que la inteligencia y determinación de todo un pueblo.

Lo otro que debemos tener en cuenta es la responsabilidad de cada quien, y aquí los partidos democráticos y sus líderes tienen un compromiso excepcional. No es el momento de la competencia entre aliados; competencia asociada con la pelea, la descalificación, con la peor miseria humana. Con semejante actitud están enviando un claro mensaje al país; si no son capaces de unirse y respetarse para que puedan trabajar unidos por el país, trazando una estrategia común que desemboque en un plan mínimo de reconstrucción del país, no pueden esperar que los venezolanos podamos confiar en ellos para que nos gobiernen en un futuro. La esperanza viva exige que nuestros partidos sean responsables y acompañen al pueblo en sus sufrimientos. Exige, además, una alta dosis de entrega y desprendimiento, sentido de pedagogía para señalar el rumbo que más nos convenga a todos. La esperanza obliga a que permanezcan absolutamente unidos, porque sólo así lograremos rescatar la democracia y la libertad que estos pillos revolucionarios nos arrebataron.

Los empresarios, comerciantes y productores deben asumir una posición más firme y patriótica, porque con este modelo ideológico lo seguro es la bancarrota y la ruina total. Deben combinar el lucro legítimo con la solidaridad y la responsabilidad social. Aquel productor que pretenda lucrarse con las necesidades ajenas, no es digno de formar parte de un sector absolutamente necesario en la reconstrucción del país. Este mensaje va especialmente dirigido a quienes se han enriquecido a la sombra del gobierno, aunque ello signifique profundizar el festín de Baltazar que ha convertido la corrupción en la piedra angular de este régimen hambreador.

Las universidades, los profesionales, los intelectuales, los técnicos debemos aportar nuestros conocimientos, iniciativas e ideas en la construcción del futuro nacional, asumiendo con dignidad y entereza el liderazgo dentro de una sociedad que aspira conectarse con el conocimiento, como palanca fundamental del desarrollo contemporáneo. Desde nuestros sitios de trabajo debemos contribuir con lo mejor que tenemos para que el régimen entienda, de una vez por todas, que la aspiración por el cambio le pertenece a millones de venezolanos que estamos hartos de tanta desidia, atraso e incapacidad.

Unidad, organización, sacrificio, inteligencia, inclusión y solidaridad, son aspectos claves en circunstancias en las que pareciera que todo está perdido porque el régimen está más fuerte que nunca. No nos dejemos apabullar por quienes se aferran al poder por el inmenso miedo que les produce quedar fuera de él. Todos somos necesarios en esta hora de Venezuela, hasta aquellos que a veces pensamos que por ser “fieles” al régimen no pueden saltar la talanquera. No cerremos puertas antes de tocarlas, porque podríamos perder oportunidades para robustecer la esperanza viva que nos permita liberarnos de estas siete plagas de Egipto.

La esperanza no es un deseo bobalicón, ni ilusión estéril; es la certeza viva que nos indica que podemos lograr el objetivo, con unidad estratégica y organización ciudadana, haciendo uso inteligente y oportuno de nuestras capacidades y talentos como sociedad para vencer a la mafia que impide que vivamos con libertad y dignidad en esta tierra bendecida por Dios.

Profesor Titular de LUZ

Síguenos en Twitter: @DiarioElPregon

En Facebook: Diario El Pregón

El Pregón Venezolano

Huyendo de la realidad

09/03/2017 by Mariatp in Opinión with 0 Comments

Huyendo de la realidad

Efrain Rincón Marroquin

Efraín Rincón Marroquín (@EfrainRincon 17)

Existen muchas razones por las que los seres humanos huimos de la realidad que nos circunda. Una de ellas es la demencia, penosa enfermedad que anula al ser humano, porque lo incapacita para vivir a plenitud su cotidianidad. Los drogadictos y los alcohólicos, también huyen de la realidad porque apuestan por un falso placer para olvidar sus penas y conflictos existenciales. Se refugian en el vicio para darles rienda suelta a sus demonios.

Otros, en cambio, huyen de la realidad deliberadamente para alcanzar fines inconfesables. Huyen de la realidad aparentando que todo está bien, aunque su actitud y acciones perjudiquen a los demás. Este tipo de evasión es la peor de todas, porque se obra con plena conciencia, sin importar hacer el ridículo, pasar por embustero o ser miserables ante el dolor ajeno. Este tipo de personas representan un peligro inminente para la familia, la sociedad y el país en general. Dentro de esta categoría, podemos ubicar especialmente a la mafia que nos gobierna,  encabezada por el mismísimo presidente Maduro.

Recientemente, el presidente de la República, en tono sarcástico y de burla expresó, en cadena nacional que, “la dieta de Maduro te pone duro”, a pesar que la realidad habla que más del 74% de los venezolanos perdió ocho kilos o más durante el 2016, debido al hambre que sufre el pueblo; esa actitud desnuda la miseria infinita de la persona que tiene la responsabilidad y obligación de garantizar la alimentación de la sociedad que lo eligió como presidente hace cuatro años atrás.

Los malos chistes del presidente se multiplican, pensando que con esa risa burlona puede engañarnos y  esconder las desgracias que su régimen reproduce a diario. Pretende huir de la realidad, cuando afirma que los venezolanos devengamos el salario mínimo más alto de América Latina, cuando la verdad es que no nos alcanza siquiera para comprar lo estrictamente necesario. El 90% de los venezolanos, según la encuesta ENCOVI, manifiesta que su sueldo no les alcanza para comprar los alimentos de la familia. La inflación devora nuestros salarios y destruye brutalmente la exigua capacidad de ahorro de los venezolanos. La hiperinflación, realidad imputable exclusivamente al régimen revolucionario, es un cáncer que incrementa dolorosamente la pobreza en Venezuela, con las nefastas consecuencias que de ella se derivan.

El régimen pretende huir de la realidad ante la pavorosa escasez de alimentos, con la invención de las bolsas Clap. Esas bolsas nos golpean muy fuerte y ponen al descubierto que la cacareada soberanía alimentaria es otra burla más de este régimen inmoral y corrupto. No somos capaces siquiera de producir lo que comemos, dependiendo de unas importaciones cada vez más reducidas, o de una ayuda internacional confiscada por el gobierno, cuyos alimentos son vendidos y distribuidos según los intereses del régimen. Maduro pretende huir de esta dantesca realidad, pero las colas, la desesperación y la angustia de las familias venezolanas, lo delatan.

La salud es otro tema del que huye este régimen oprobioso. La realidad diaria nos abofetea porque los venezolanos mueren de mengua en hospitales colapsados, que no tienen los insumos básicos para resolver una emergencia por sencilla que sea. Mientras tanto, el régimen anuncia con tono jactancioso que la revolución es la única que ha alcanzado avances gigantescos en el área de la salud. Por querer esconder tan terrible realidad, se mueren niños, ancianos, pacientes con enfermedades crónicas, mujeres embarazadas o recién paridas, haciéndose patética la miseria de un gobierno que no le importa la vida de los venezolanos, porque su único interés es mantenerse en el poder al costo que sea.

Mientras la gente pasa trabajo, y se las ve negras, el régimen celebra con bombos y platillos unos suntuosos  carnavales en la ciudad capital; sólo los miserables celebran con la pobreza de la gente. Con música y un bullicio moribundo intentan silenciar los gritos de millones que deseamos el fin de la tragedia para que, de una vez por todas, los nuevos gobernantes enfrenten la realidad sin huir de ella y nunca jamás se burlen de los venezolanos.

El espejismo del régimen proyecta que la educación es otro logro maravilloso de la revolución. La realidad nos dice otra cosa; la deserción escolar se ha incrementado escandalosamente porque, entre otras razones, los padres no tienen como alimentar a sus hijos para que asistan a las escuelas, mucho menos comprarles vestidos y libros. Esa realidad no es diferente en liceos y universidades. Cada vez son más los venezolanos que dejan de estudiar porque no existen condiciones ni razones que los motiven a prepararse. Sin conocimientos, la tarea de reconstruir la nación se hará más cuesta arriba, aunque para el régimen somos el país potencia de Latinoamérica. Cuanta mentira, cuanta burla, cuanta miseria acompaña a este régimen forajido.

La dramática y compleja realidad que estamos viviendo nos obliga a ser consecuentes y leales con la nación. No podemos imitar un régimen que huye de sus responsabilidades y obligaciones, dejando una estela de muerte, pobreza, frustración y desesperanza a su paso. Ellos huyen porque piensan que de esta manera pueden eternizarse en el poder; pero sabemos que no podrán esconder por mucho tiempo su mentira, desidia e incapacidad. Si nosotros hacemos los esfuerzos necesarios, basados en la organización, movilización y participación popular, podremos castigar a este gobierno decadente que se embriaga a conciencia para huir y burlarse de los sufrimientos de la gente;  podremos impulsar el cambio que nos devuelva el país que esta gente quiso esconder y poco a poco está asesinando. Vamos a vivir en un país que, a pesar de la dura realidad, cuente con el amor, el apoyo y la grandeza de sus hijos para alcanzar las cosas buenas que una sociedad libre, moderna y de progreso se merece.

Profesor Titular de LUZ

Convertirse a través de las obras de caridad: el camino cuaresmal de la comunidad católica continental en China.

03/03/2017 by Neriogt in Noticias de Europa with 0 Comments

Convertirse a través de las obras de caridad: el camino cuaresmal de la comunidad católica continental en China.

  • ChinaCambios de Paradigmas y transculturización se van imponiendo en tiempos de cuaresma en la China

Pekín (Agencia Fides) – La verdadera conversión se realiza a través de las obras de caridad para con los demás, como enseña el Papa Francisco en su mensaje de Cuaresma, “La Palabra es un don. El otro es un regalo”, así los católicos de la China continental han iniciado el camino de la Cuaresma en comunión con la Iglesia universal. En todas las comunidades, se ha celebrado el rito de la imposición de la ceniza solemnemente el miércoles, 1 de marzo. Además, para responder a las necesidades pastorales de los fieles, muchas diócesis y parroquias repetirán el rito el próximo domingo, 5 de marzo, para los que, a causa del horario de trabajo, no han podido recibirlo el miércoles.

Entre las diversas iniciativas de este período, de las cuales hemos recibido noticia en la Agencia Fides, señalamos que la parroquia de la Inmaculada Concepción y la parroquia de Cristo Rey, de la diócesis de Su Zhou, han tomado el mensaje del Papa como referencia para la reflexión cuaresmal. Según los sacerdotes que han celebrado el Miércoles de Ceniza, “el Papa nos ha invitado a convertirnos desde el corazón, hacia los necesitados, los enfermos, los ancianos, los que están solos, abandonados… No nos pide ir muy lejos, sino que nos pide la capacidad de reconocer al otro y al prójimo. Un corazón convertido nos hace volver a nuestra fe”. Al final, los sacerdotes también han administrado el sacramento de la unción de los enfermos a los ancianos presentes.

diócesis de Su ZhouEn vista de la Cuaresma, la diócesis de Su Zhou ha organizado un retiro espiritual de tres días para los sacerdotes diocesanos, para reflexionar sobre tres temas: “Mi relación con Dios”, “mi relación con los católicos”, “mi relación con los no cristianos”.

La parroquia del Sagrado Corazón de Zheng Zhou, de la provincia de He Nan, ha comenzado el camino de la Cuaresma en el Año de la espiritualidad organizado por la Diócesis. Varios grupos parroquiales han compartido la experiencia de fe y de evangelización “abriendo el corazón a la Iglesia”.

La diócesis de Pekín, junto a muchas otras diócesis de la provincia de He Bei, ha puesto en marcha la iniciativa conjunta para recoger ofrendas durante la Cuaresma que serán destinadas a los pobres con motivo del “Concierto de la misericordia” que tendrá lugar en mayo. (NZ) (Agencia Fides 03/03/2017)

Los obispos piden “calma, prudencia y diálogo con respecto a la Constitución en Paraguay”

03/03/2017 by Neriogt in Cultura, Política with 0 Comments

Los obispos piden “calma, prudencia y diálogo con respecto a la Constitución en Paraguay”

conferencia episcopal paraguayAsunción (Agencia Fides) – “Nuestro país está atravesando por una situación político-social conflictiva preocupante. El conflicto se agrava con el riesgo de la confrontación y la fragmentación de la sociedad, suscitado por el debate jurídico y político en la relación con interpretaciones divergentes de la Constitución Nacional y las próximas elecciones presidenciales 2018. Exhortamos, a este respecto, a pacificar los ánimos, a la prudencia y al diálogo respetuoso en los procesos de desacuerdos y discrepancias”. Así inicia la declaración de conclusión de la Conferencia Episcopal del Paraguay (CEP) publicada al final de su 214° Asamblea Plenaria Ordinaria, que se ha llevado a cabo esta semana y que hemos recibido en la Agencia Fides.

“Necesitamos un consenso nacional para elaborar una ‘agenda país’, que fije la ruta, los objetivos y los medios del desarrollo integral que anhelamos para nuestro pueblo y que podemos construir solidariamente. Este consenso exige que escuchemos el clamor de los pobres, que definamos las urgencias y las prioridades para asegurar el progreso y el bienestar de todos, para erradicar la iniquidad escandalosa que lesiona la dignidad y la justicia social” escriben los obispos.

Después de enumerar los grupos más necesitados de la sociedad paraguaya, los niños, las familias, los agricultores, el texto pide más seguridad social y denuncia la violencia de los grupos armados y el tráfico de drogas.
Aunque la CEP no hace comentarios sobre el cambio de la Constitución, que actualmente está en el centro de las discusiones de los políticos y del gobierno, los Obispos piden el respeto de la Constitución del país, para garantizar la libertad, la igualdad y la justicia. (CE) (Agencia Fides, 03/03/2017)

“Los jóvenes se están convirtiendo en los protagonistas de acciones criminales” denuncia Mons. Ochoa

“Los jóvenes se están convirtiendo en los protagonistas de acciones criminales” denuncia Mons. Ochoa

Obispo Victor Manuel Ochoa
Cúcuta, Colombia limitrofe con Venezuela. (Agencia Fides) – El consumo de droga, que se puede verificar por el alto porcentaje de tráfico de drogas que gira alrededor de las nuevas generaciones, es uno de los muchos problemas que preocupan a la Iglesia Católica de Cúcuta.

“En la zona de frontera se vive un gran vía crucis con el tráfico de drogas y prostitución. En Cúcuta hay mucha violencia, una violencia que se está difundiendo, con asesinatos, prostitución todo eso no está bien” ha dicho en una entrevista con Radio Caracol, enviada a la Agencia Fides, el obispo de Cúcuta, Su Exc. Mons. Victor Manuel Ochoa. La cosa más triste de todas, continua el obispo, es que los jóvenes se están convirtiendo en los protagonistas de estas acciones criminales que se producen todos los días en la ciudad.

Para poder combatir esta situación, ha dicho el obispo, “es necesario intervenir no solo en materia de seguridad, sino con acciones sociales que mejoren y dignifiquen la calidad de vida de cientos de familias cucuteñas que viven en situaciones de exclusión y de pobreza muy graves: más del 33% de la población vive con menos de un dólar al día, hay también un gran problema de desempleo y al final estamos dejando crecer la maleza, está aumentando lo que no es bueno, la drogadicción, el tráfico de drogas y la prostutitucion”. Por desgracia, ha dicho para concluir Mons. Ochoa, la descomposición del núcleo familiar es uno de los factores que causan esta situación social.(CE) (Agencia Fides, 03/03/2017)

Un país de inmigrantes a emigrantes

02/03/2017 by Mariatp in Opinión, Política with 0 Comments

Un país de inmigrantes a emigrantes

Efrain Rincón Marroquin

Efraín Rincón Marroquín (@EfrainRincon17)

Impulsados por razones voluntarias o forzosas, los movimientos migratorios han existido desde la aparición del hombre sobre la tierra. Lo cierto es que los seres humanos desarrollamos amor por la tierra que nos vio nacer, acrecentándose por la familia, los amigos y por las querencias que guardan un lugar especial dentro de nuestros afectos. En ocasiones, ese amor patrio se ve empañado por circunstancias que nos obligan a convertirnos en emigrantes, en búsqueda de la calidad de vida –paz, bienestar, justicia, trabajo, etc.- que resulta imposible obtener en el país natal.
Venezuela históricamente fue un país de inmigrantes; llegaban de todas partes del mundo motivados por las condiciones excepcionales que ofrecía el país. Una economía en crecimiento, basada en la riqueza petrolera, estabilidad política, calidez y hospitalidad de su gente, un clima envidiable bañado con la luz de un radiante sol; en definitiva, las oportunidades ideales para iniciar una nueva y buena vida.
Venezuela recibió con los brazos abiertos a europeos, asiáticos, a latinoamericanos de todas las latitudes de la región, especialmente, a los hermanos colombianos. Les dimos un hogar, familia, trabajo, educación y oportunidades para que algunos se hiciesen ricos.
Esa realidad cambió abruptamente con el inicio de la revolución chavista. Dejamos de ser un país atractivo para propios y extraños. Ya algunas encuestas reportan que por lo menos la mitad de los venezolanos desea emigrar, sumado a los dos millones y medio que han salido del país.
La primera ola migratoria temporal de los venezolanos tuvo lugar en las décadas de los 70 y 80, cuando muchos viajaban a Florida (USA) y a Aruba de vacaciones, empujados por la fortaleza del bolívar que puso en moda el “ta barato, dame dos”. Eran tiempos felices; donde quiera que llegábamos éramos bien recibidos porque teníamos dólares a manos llenas. Nos convertimos en los nuevos ricos latinoamericanos.
Después, a propósito de las Becas Gran Mariscal Ayacucho, muchos de los becarios que estudiaron en el extranjero regresaron al país, pero al cabo de un tiempo emigraron para trabajar en empresas de otras naciones que demandaban sus conocimientos y habilidades.
Con la llegada de Chávez al poder, se instaura un proceso de polarización e inestabilidad políticas que fomentó la emigración de venezolanos, en búsqueda de la tranquilidad y la seguridad que ya no era posible tener en Venezuela. Mucho de ellos se convirtieron en exiliados, con las prerrogativas que les brinda la institución del asilo político.
Así, nos convertimos en los “balseros del aire”, especialmente, jóvenes profesionales pertenecientes a las clases media y media-alta. Los destinos más demandados eran Estados Unidos, Colombia, Chile, Argentina, España, entre otros. Se hizo costumbre oír a amigos y familiares que sus hijos, nietos, hermanos, sobrinos o primos dejaban el país porque “esto no lo aguanta nadie”.
En la medida que avanzaba la revolución chavista, miles de venezolanos abandonaron el país por falta de empleos u oportunidades para progresar, a pesar de ser profesionales y con experiencia laboral. Nos fuimos quedando sin los talentos necesarios para administrar a PDVSA, a empresas y a las universidades nacionales; pero nos quedaba el consuelo oír que los venezolanos eran los inmigrantes más preparados y calificados de Latinoamérica; presentes en grandes empresas petroleras, prestigiosas universidades, bancos y en las diversas actividades del quehacer de los países donde llegaban.
Esa emigración se masificó a partir del 2012, cuando ya era evidente la descomposición y destrucción del país por culpa de la dupla Chávez-Maduro. Dejamos de ser los “privilegiados balseros del aire”, encabezados por jóvenes de clase media. Ahora la emigración no discrimina edad, género, condición socio-económica y nivel de instrucción. Ya no importa trabajar en actividades relacionadas con la profesión u oficio, porque cualquier trabajo es bueno para ganarse la vida y paliar las profundas carencias vividas en Venezuela.
Nuestros jóvenes y no tan jóvenes, por falta de dinero para comprar un pasaje aéreo, se van por tierra al lejano Chile, Perú o Argentina, atravesando caminos, ríos y montañas, en un periplo que puede durar más de 10 días, con la esperanza de encontrar un trabajo que les permita sobrevivir. Otros pasan a hurtadillas la frontera colombiana o brasileña para tratar de aliviar la pobreza y el hambre que asesina a sus comunidades. A pesar de las inmensas dificultades, del futuro incierto, del riesgo de convertirse en ilegales, muchos de los emigrantes afirman “yo no regreso a Venezuela, porque para atrás ni para agarrar impulso”. Pareciera que la precariedad con la que algunos venezolanos viven en el extranjero, es minúscula en comparación con la desgracia y la tragedia de vivir en un país gobernado por una mafia incapaz, corrupta y tóxica que decidió entronizarse en el poder y destruir todo lo que encuentra a su paso.
El buen trato que otrora recibíamos en el exterior, es ahora un borroso recuerdo del pasado. Muchos de nuestros compatriotas son discriminados; está aflorando la xenofobia que maltrata aún más la deteriorada imagen de los venezolanos en el mundo. Las malas noticias son cada vez más frecuentes; “mendigos venezolanos piden limosna en las calles de Brasil”; “banda de venezolanos asaltan viviendas y propiedades en Miami”; “los venezolanos le quitan el trabajo a los panameños”; “se limita acceso de turistas venezolanos a Curazao y Aruba”; “miles de venezolanos huyen por hambre a Colombia”. Estas historias tristes y dolorosas las oímos a diario; nos llenan de pena y nos preguntamos, ¿por qué ahora los venezolanos somos despreciados y discriminados en naciones con las que hemos practicado históricamente la solidaridad y la cooperación?, será ¿por qué no tenemos dólares para gastar y ahora necesitamos de ellos para sobrevivir a la pobreza que nos heredó la revolución chavista-madurista?
Debemos recordar que nuestra patria acogió con cariño y respeto a sureños que huían de las dictaduras de sus países; muchos se convirtieron en profesores e investigadores universitarios. Los europeos que llegaron de la guerra y la postguerra, con una mano atrás y otra adelante, encontraron en Venezuela el hogar y la esperanza que habían perdido. Los colombianos, especialmente, han formado parte de nuestra cotidianidad; están en nuestras familias, hogares, empresas, negocios y haciendas. A todos les agradecemos su enorme contribución y amor por nuestro país, pero ahora que estamos pasando la peor tragedia de nuestra historia, desearíamos que el mundo tratase a nuestros hijos, familiares y amigos como alguna vez los inmigrantes fueron tratados en nuestra tierra, con cariño, respeto y solidaridad; y, en caso que algunos venezolanos se comporten indebidamente, sean castigados con justicia. La inmensa mayoría de los venezolanos emigrantes, son personas buenas, trabajadoras y talentosas; permítanles que contribuyan con el progreso de sus naciones.
Por el momento no nos queda más que orar para que les vaya bien y puedan alcanzar sus sueños. Con la esperanza que en algún momento regresen a su patria, porque Venezuela seguirá siendo su hogar, esa querencia que aún palpita en lo más profundo de sus corazones. Los recibiremos con los brazos abiertos, convencidos que juntos reconstruiremos la Venezuela libre, grande y próspera que estamos anhelando. Dios los bendiga con abundancia.
Profesor Titular de LUZ

Transparencia Venezuela promovió el Examen Periódico Universal para defender los DDHH

Transparencia Venezuela promovió el Examen Periódico Universal como mecanismo para defender los derechos humanos

transparencia

El acceso a la información pública es clave para la lucha contra la corrupción, pero en el país es uno de los derechos más violados

En la víspera de la fecha en el que el Estado venezolano debe dar respuesta a las 274 recomendaciones en materia de derechos humanos que surgieron de los 103 países participantes en la segunda evaluación de Venezuela en el Examen Periódico Universal, Transparencia Venezuela consideró propicia la ocasión para dictar el taller “Mecanismos para defender tus derechos humanos” en la Universidad Católica Andrés Bello.

El encuentro contó con la participación de Mercedes De Freitas, directora ejecutiva de Transparencia Venezuela, Feliciano Reyna, presidente de Civilis y el Jorge Veloz, diputado por el Parlasur.

De Freitas, explicó que, para Transparencia Internacional y Transparencia Venezuela, es muy claro que la lucha contra la corrupción pasa por la defensa de los derechos humanos porque significa proteger al ciudadano frente a un Estado muy poderoso, es promover y exigir que el Estado sea el gran garante y no el violador de los derechos.

El EPU que se realiza cada 4 años ante las Naciones Unidas, explicó que es una oportunidad que tienen los defensores de los derechos humanos de exigir una evaluación acerca del rendimiento de los países en el marco de los derechos.

Señaló que los representantes de cada país presentan un informe de un derecho o de varios y las ONG generan un informe alterno que deben leer los gobiernos. De Freitas aseguró que para TV el derecho al acceso a la información pública es clave, pero en el país es uno de los derechos más violados.

Después de las recomendaciones realizadas en el EPU del año 2016, los problemas del país persisten y del cumplimiento de estas depende la solución de los demás, y esto tiene que ver con la importancia de la autonomía y acceso a la justicia, de transparentar la información, de proteger los derechos de los defensores y la calidad de vida de los privados de libertad, la escasez de medicamentos y alimentos, eliminación de la pobreza y equidad de género.

“Las sugerencias son acciones que hay que implementar con urgencia”, alertó. El activista de derechos humanos, Feliciano Reina, precisó que una de las características del EPU es que se hace sobre el conjunto total de los derechos humanos y su progresividad a lo largo del tiempo.

Indicó que en último EPU, su edición 33, los representantes del gobierno Venezolano, hicieron su trabajo de cabildeo para ganar la venía de los países participantes, sin embargo, las ONG también hicieron lo propio a través del compendio de sus informes sobre los distintos derechos para que sus temas estuvieran en la agenda de discusión.

Los Estados deciden cuáles de las recomendaciones adoptan y de cuáles toman nota, pero no las pueden rechazar. En 2016, más de 30 organizaciones del país asistieron al encuentro para divulgar sus preocupaciones y recomendaciones en ese espacio internacional, dijo Reina.

Según Reina, el espacio es de mucha solidaridad y se establecen asociaciones para lograr que se divulguen las preocupaciones en una participación de solo en dos minutos. Para las organizaciones es fundamental absorber lo que sucede y documentar las incidencias con rigurosidad, denunciarla ante los órganos nacionales, aunque parezca que no tiene sentido, porque así se convierte en una prueba más de la violación cuando se va ante las instancias internacionales.

El diputado Jorge Veloz, indicó que, para el restablecimiento de la democracia, que a su juicio no es otra cosa sino que la defensa de los derecho humanos, se deben ensamblar adecuadamente las organizaciones de corte social y político. “Son tan importantes las organizaciones sociales como las políticas para el rescate de la democracia”, aseveró

Municipio Maracaibo no permitirá invasiones

02/03/2017 by Mariatp in Gobierno, Política with 0 Comments

Más de dos mil niños estarían afectados por la ocupación ilegal del centro deportivo

protesta

Leonardo Fernández: “No permitiremos más invasiones a la propiedad privada”

SUMARIO: Tras una moción de urgencia, el presidente del Concejo Municipal de Maracaibo, Leonardo Fernández acudió este miércoles al llamado de los habitantes del sector San Miguel en la parroquia Francisco Eugenio Bustamante por presuntos intentos de invasión al complejo deportivo Edgar Ferrer. Detalló que la medida corresponde a una iniciativa de su gestión denominada Concejo en la Calle

Como parte de una gestión comprometida con los derechos ciudadanos y el bienestar del pueblo marabino, el presidente del Concejo Municipal de Maracaibo, Leonardo Fernández acudió este miércoles al llamado de la comunidad de San Miguel, por el presunto intento de invasión a las instalaciones del complejo deportivo Edgar Ferrer, propiedad del municipio.

Fernández quien durante la sesión extraordinaria de este miércoles solicitó una moción de urgencia a través de la cual se designó una comisión de ediles que acudió al sector señaló que “esta no es la primera denuncia de invasión a la propiedad privada que recibimos en este Concejo Municipal, puesto que el pasado año atendimos varios casos en diversas parroquias de Maracaibo”. Recordó que el caso más sonado fue el de la Urbanización Altamira en la parroquia Raúl Leoni, al oeste de Maracaibo.

En tal sentido, el presidente del parlamento local manifestó que “no estamos en contra de la construcción de viviendas, sin embargo; el municipio tiene muchos terrenos ejidos que pueden ser destinados a tales fines, sin necesidad de afectar urbanizaciones o instalaciones de interés social”. Indicó que en el caso del complejo deportivo Edgar Ferrer se estaría cercenando el derecho al libre esparcimiento de más de dos mil niños y niñas de la zona.

Fernández detalló que durante su gestión al frente del concejo municipal “los concejales de Maracaibo estaremos en la calle con el pueblo que nos eligió para defender sus derechos e intereses y no permitiremos más invasiones a la propiedad privada o en su defecto a instalaciones del municipio destinadas a prestar servicios a la colectividad”. Indicó que la medida corresponde a una iniciativa de su gestión denominada Concejo Municipal en la Calle.

Pobreza, Libertad y Democracia

22/02/2017 by Mariatp in Opinión with 0 Comments

Pobreza, Libertad y Democracia

Efrain Rincón Marroquin

Efraín Rincón Marroquín EfrainRincon17

El rostro más doloroso y evidente de la crisis venezolana se refleja en la economía de nuestra gente. Así lo confirman importantes investigaciones de campo realizadas por prestigiosas universidades y firmas encuestadoras del país. En la Encuesta sobre las Condiciones de Vida del Venezolano (ENCOVI), finalizada en diciembre de 2016, realizada por la UCV, USB y UCAB, se proyectan datos escalofriantes acerca de la situación actual los venezolanos. Plantea ENCOVI que el 74% de los venezolanos perdió más de 8 kilos en el 2016; 9,6 millones consumen dos o menos comidas al día; al 93.3% de los hogares del país no les alcanza el ingreso para comprar alimentos.

Otros datos aportados por ENCOVI, reportan que la pobreza pasó de 73% a 81,8% durante el 2016; la pobreza crónica (extrema) se registró en 38%; esto es, cuatro de cada diez venezolanos viven en pobreza extrema, en el más bajo umbral de la depauperación social; el 63% de los venezolanos no dispone de un plan de atención médica (seguro de salud), agravado por el colapso de los centros hospitalarios del país que no cuentan con los insumos básicos para atender cualquier problema de salud, por pequeño que éste sea. La inmensa mayoría de los venezolanos está indefensa frente a enfermedades que se multiplican con la pobreza, y de otras tantas que están apareciendo después de haber sido erradicadas hace más de 70 años. Hambre, pobreza y muerte, una tríada mortal que diezma a los venezolanos, gobernados por un grupúsculo de delincuentes que están protagonizando el peor saqueo de nuestra historia republicana.

En otro orden de ideas, la encuesta nacional de Consultores 21, correspondiente al último trimestre del 2016, cuyo campo fue finalizado a mediados del pasado mes de diciembre, reporta que para el 83,1% de los venezolanos la situación del país es negativa, sólo un 16,9% la percibe positivamente; asimismo, el 75,1% manifiesta que su situación económica familiar y personal es mala –eso equivale a 8 de cada 10 venezolanos-. Para agravar el panorama, el 72,6% cree que la situación del país empeorará en los próximos seis meses. El 88,5% de la población reporta que el país está viviendo una gran crisis económica; el 76,8% manifestó conocer a alguien que está pasando hambre. Los datos aportados por Consultores 21, confirman la información arrojada por la Encuesta ENCOVI. En tiempos de revolución, la pobreza, el hambre y la crisis se han convertido en los principales referentes de los venezolanos.

Estas cifras aterradoras encuentran su cauce en el hecho que, según la referida encuesta de Consultores 21, el 66% de los venezolanos cree que los problemas más graves del país son los económicos, seguido por un 20% que piensa que son los problemas políticos y un 12% opina que son los sociales. En definitiva, 7 de cada 10 venezolanos cree que es la economía el problema que más los está afectando en la actualidad.

A eso nos referíamos al inicio del artículo, cuando mencioné que la economía es el rostro más doloroso y evidente de la crisis venezolana. Pero, apreciados lectores, la debacle económica de Venezuela es una de las consecuencias de una causa absolutamente política. Todos nuestros infortunios como sociedad, se derivan de la implantación de un modelo ideológico populista, autoritario, castrador y controlador, intervencionista, obsoleto, inhumano, inmoral, corrupto e incapaz a la enésima potencia, llamado Socialismo del Siglo XXI; modelo político con la fuerza más destructiva jamás padecida por ningún país latinoamericano  a lo largo de su historia. Ellos destruyeron lo indestructible; corrompieron lo incorruptible; enlodaron con sus inmundicias la luz y el esplendor de nuestra patria.

Indudablemente, la crisis golpea sin compasión ni misericordia el estómago de los venezolanos; destruye las esperanzas y las oportunidades de una mejor vida, pero para construir una economía sana y vigorosa es necesario rescatar primero la democracia basada en la libertad.

A tal efecto, el economista indio Amartya Kumar Sen, Premio Nobel de Economía en 1998, cuya obra emblemática es “Pobreza y Hambruna: Un ensayo sobre el derecho y la privación” (1981), plantea que un gobierno tiene que ser juzgado en función de las capacidades propias de sus ciudadanos, las cuales  pueden desarrollarse en la libertad que sólo la democracia promueve y defiende. Una de las principales armas que poseemos los ciudadanos, dentro de una sociedad democrática, es el voto que potencia la libertad para alcanzar el desarrollo humano y material de los pueblos.

Haciendo nuestras las palabras del Dr. Sen, los venezolanos podremos tener una buena economía al servicio de la sociedad, cuando efectivamente nos percatemos que la democracia es el único modelo político que  construye bienestar social en libertad y con apego a las leyes que garantizan el orden y la convivencia ciudadana.

Tendríamos, entonces, que hacernos la siguiente pregunta: ¿En Venezuela tenemos actualmente democracia? La respuesta categórica es un no rotundo. Afirma Sen que en aquellas sociedades donde pulula el hambre y la pobreza, la democracia es inexistente, porque no cuentan con las capacidades individuales e institucionales para revertir el estado de postración en el que viven, transformándolo en desarrollo social.

Si en Venezuela disfrutáramos de una verdadera democracia, los ciudadanos tendríamos el derecho constitucional del voto, sin necesidad de protestar en las calles ni presionar al CNE y a las instituciones secuestradas por el régimen. Simplemente se convocarían elecciones para que el pueblo expresase su voluntad y, a través del voto, juzgara el desempeño del actual gobierno. En caso que el régimen saliese reprobado, se instauraría la alternancia política, mecanismo que contribuye con la perfectibilidad de la democracia, al permitir que otros hagan un mejor trabajo que el efectuado por los anteriores. En este caso, el nuevo gobierno implementaría decisiones dentro de un modelo económico que deslastraría todo lo perjudicial que heredamos de la revolución. Trabajaría en alianza responsable con la empresa privada, fomentando la iniciativa individual en todas sus dimensiones; desregularizaría la economía al abolir los controles que destruyen la producción nacional; defendería el salario y la capacidad adquisitiva de los trabajadores, al permitir trabajos productivos y de calidad; desburocratizaría al Estado impidiendo la proliferación de ministerios y vice-ministerios, eliminando la ineficiencia, el reposerismo y la criminal corrupción administrativa que nos roba el futuro y las oportunidades. En pocas palabras, gracias a la democracia podríamos instaurar un modelo de desarrollo totalmente diferente a este bodrio revolucionario que acabó con la economía petrolera más fuerte de la región.

Pero si, además, tuviéramos una verdadera democracia, la Asamblea Nacional, legítimamente elegida, podría cumplir con sus funciones y atribuciones constitucionales. Se encargaría de aprobar el presupuesto de la nación; fiscalizaría el endeudamiento del Estado, garantizando las previsiones financieras para administrar la deuda; podría convocar y destituir a ministros que se roban la comida de los venezolanos, que regalan nuestras riquezas a los chulos latinoamericanos, a aquellos que le brindan impunidad a los delincuentes, o a los que destruyeron y saquearon a PDVSA. Es decir, la democracia basada en la libertad, sería el mejor antídoto para derrotar la pobreza y el hambre generada por la revolución.

Mientras tengamos esta dictadura, seguiremos muriéndonos de hambre, pobreza y mengua; si queremos vivir mejor, con dignidad y decencia, no tenemos otra opción que unirnos como uno solo para rescatar la democracia y la libertad en Venezuela.

Profesor Titular de LUZ

 

 

 

Síguenos en Twitter: @DiarioElPregon

En Facebook: Diario El Pregón

El Pregón Venezolano

La realidad objetiva: De Jenofonte a Popper

22/02/2017 by Mariatp in Opinión with 0 Comments

La realidad objetiva: De Jenofonte a Popper

Opinión

Prof. Baldimir Diaz

Popper, interpretando a Jenofonte, concluye que la verdad objetiva es aquella donde se corresponde lo que digo con los hechos. Esto viene a propósito del desarrollo de la teoría política que trata de explicar ese nuestro mundo, el político. Los griegos en boca de Platón esgrimen que quién se aparta de la política está condenado a ser presa de las peores consecuencias: padecer de los peores hombres, en las peores circunstancias.

Los modernos en boca de Maquiavelo claman por la República, una rara y, en ocasiones, complicada forma de entender el entramado político. Pues se supone está llena de pesos y contrapesos. La más conocida es la que en boca de  Montesquieu, señala a los poderes: ejecutivo, legislativo y judicial como base de los gobiernos liberales, centrados en el capitalismo como asiento y centro filosófico, económico y político del mundo contemporáneo.

Hacia mediados del siglo XIX el Manifiesto Comunista es la máxima expresión de contrarrevolución y feroz ataque a la vida moderna, signando al mundo, contemporáneo por el viejo debate entre civilización y barbarie. El socialismo nació mirando  a las sociedades primitivas, que en boca de Ludwin Von Mises no eran ni más prosperas ni más justas. Muy por el contrario eran muy pobres y muy injustas. Entre menos haya que repartir más miserables tendemos a ser.

No obstante, centros de rigor académico se han dejado arrastrar por la polilla del Manifiesto. A un punto, que se teme la caída de las estructuras del capitalismo desde su interior. Para quienes piensan que no, pues desconocen la Historia. Mala noticia para nosotros, buena para los impulsores de la barbarie moderna.

Con Aristóteles la política se preña de “todo lo bueno para el ser humano”, con Hobbes volvemos a la ley de miedo y la posibilidad de disolución. Debemos identificar, definir las amenazas para poder atacarlas.

Hoy esa amenaza es el Socialismo, bien sea tiquetado en Sanders, Clinton, Obama o Bergolio; los Sandinista, los Castro, el Chavismo, Santos; Zapatero, Podemos u Obregón.  Esa es la realidad según Popper, la realidad objetiva

Prof. Baldimir Diaz.

Síguenos en Twitter: @DiarioElPregon

En Facebook: Diario El Pregón

El Pregón Venezolano

SUBSCRIBETE AL BOLETÍN
PREGÓN TV
DIGIBUJO DEL HUMOR CON AROG
EL MUNDO EN IMÁGENES
  • Editorial triste de despedida
  • Detienen a tres militares por el asesinato del periodista zuliano Álvaro Cañizales
  • Otro medio de comunicación a manos de testaferros oficialistas
  • Óscar Iván Zuluaga, el feroz opositor a una paz ‘sin condiciones’ en Colombia
  • Reporteros Gráficos conmemoran su día recordando la impunidad con la muerte de Jorge Tortoza
  • Ante la crisis política en Venezuela los Periodistas Gráficos tambien son “socorristas”
  • En febrero aumentaron 500% violaciones de la libertad de expresión en Venezuela
  • El BDMD de Venezuela felicita a la Prensa por su Día Internacional de esa Libertad
Flag Counter
ENTRADAS RECIENTES
  • CNE “cercenó” derecho a validar de centenares de zulianos
  • Esperanza viva
  • El arte de escuchar a los hijos
  • 10 de marzo día del médico venezolano, poco que celebrar.
  • Huyendo de la realidad
  • Presidente Evo Morales viaja de urgencia a Cuba por “una afección en la garganta”
  • El Monte Etna ha despertado luego de dos años de inactividad.
  • Ramos Allup reelecto como vicepresidente de la Internacional Socialista
  • Elayne Pire: “cuerpos policiales con 75% de déficit en oficiales no puedencombatir el delito”
SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES
Para dar cumplimiento a lo establecido en la Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y de comercio electrónico, a continuación se indican los datos de información general de este sitio web:
•Titular:
Imágenes, Producciones y Publicidad, C.A.
•Dirección:
Calle Joaquin Mier N 2 piso 3 codigo postal 008840 Viladecams
BARCELONA
Barcelona,1010a
ES
•Delegación en Cipolletti, Argentina:
Lisandro de la Torre
•Contacto:
info@elpregon.net